Fanfic Es
Fanfics en español

Guardiana del Rayo por Hitsupink

[Comentarios - 26]   Tabla de Contenidos

- Tamaño del Texto +
Notas:

Chicos una disculpa en mi pais ya era muy tarde y por un error ayer subi el archivo que no estaba corregido, cuando me di cuenta ya estaba muy cansada para corregir por lo que solo lo borre, lo traigo aqui ya con los arreglos.

PD. Espero les este agradando la historia, solo quiero aclara una cosita, Sasuke y Sakura no se enamorarán rápidamente, no quiero que se confundan y tal vez por un rato tendrá una relación algo complicada…

Habían pasado ya un mes y medio desde que llegue a este lugar, todo parece estar hiendo de lo mejor, la doctora Shizune cree que soy un prodigio en mis habilidades de curación, pero quiero creer que todo es producto de mi trabajo duro. Mis sueños Yukio se están volviendo mas frecuentes, pero me ha enseñado cosas sobre mi poder, además he aprendido más sobre lo que soy gracias a los libros de la biblioteca, los cuales realmente son de ayuda.

 

Dentro de poco llegaran los demás guardianes ya que se reunirán todos, supongo que así poder conocerlos, puede que sea divertido.

 

En cuanto a mi relación con Sasuke es un poco extraña, algunas veces nos encontramos en el bosque y a pesar de que no hablamos parecerá como s le diera asco, miedo, incomodad que lo tocará. En cuanto me acerco, él se aleja, es tan extraño, de igual manera no busco presionarlo, o mucho menos molestarlo. Posiblemente le gusta su espacio.

 

El día de hoy se supone conocería a un especialista en venenos y control de objetos, no me dijeron su nombre, pero es una persona experimentada, debo verlo en el área de entrenamiento número cuatro, me encontraba trotando para poder alcanzar a llegar. Iba tarde por cincos minutos y no quería hacerlo enfadar en el primer día.

 

Al llegar pude ver a un joven que parecía ser muy alto, con una tez blanca y su cabello de color rojizo, al darse la vuelta aprecié su cara, sus ojos son café cenizo, facciones muy finas pero masculinas, el joven sin duda es muy atractivo y al igual que Sasuke su cara demostraba seriedad total.

 

-Lamento mucho la tardanza-Me disculpe

 

-Detesto hacer esperar a la gente y que me hagan esperar, por esta vez te la dejare pasar, para futuras reuniones que no vuelva a ocurrir. –

-Dios no cabe duda, mis maestros a excepción de Shizune son unos soquetes. – No volverá a pasar-Sonreí con la sonrisa más fingida del mundo.

 

-Mi nombre es Sasori Akasuna, elementalista especializado en el arte de las marionetas, en sí puedo manipular lo que yo desee hasta un cuerpo humano, además de que me soy un experto en venenos, Shizune me pidió que te enseñara lo básico en lo que ella regresa de su congreso que será en unos días. ¿Tu nombre es Sakura cierto? –

 

-Si maestro. –

 

-Solo Sasori está bien, solo soy mayor que tu por cinco años lo cual no es mucho a mi parecer, bueno para comenzar necesitare que leas dos libros sobre venenos, te daré dos días, no son muy extensos, así que creo que podrás terminarlos, una vez que conozcas las bases te enseñare a prepáralos. –

 

-Entonces ¿qué haremos hoy? –

 

-Nada, no sabes lo básico, cuando leas lo básico será más fácil para ti entender, es viernes aprovecha que no tendrán clases formales el lunes y lee lo que te pedí. –

 

Incrédula tome mis cosas hice una reverencia y me retire.

 

-Dios que pérdida de tiempo-Pensé caminando furiosa

 

-Sakura!!-Voltee para ver quien me llamaba y era Sasori que corría hacia mí.

-Diga-

-Se te callo esto- Mostrándome un collar que me regalaron mis padres hace unos años.

-Muchísimas gracias. - Extendí mi mano para tomarlo.

 

-Date la vuelta te ayudare a ponértelo. -

Sonrojada me di la vuelta acomodando mi cabello mientras el pasaba el collar por mi cuello yo abrochaba.

 

-Listo- Sentí su aliento cerca de mi cuello.

 

-Muchas gracias. –

 

-No hay de que, bonita tarde Sakura-Se despidió con una sonrisa

 

Lo que Sakura no sabia era que toda esta escena era vista por otro par de ojos ajenos a ellos dos…

 

El fin de semana largo, fue una tortura para Sakura, la cual no salió más que para comer, ya que debía leer los libros que Sasori le encomendó. Una vez llegado el martes, me encontré con Sasori, ya en clase este me mostro los diferentes tipos de venenos que se pueden hacer con diferentes plantas, pieles de animales, incluso gases y como funciona cada uno, era fascinante, este hombre poseía grandes conocimientos en su área.

 

-Sakura tengo algo de hambre ¿Te apetece comer algo? –

 

-Sería maravilloso muero de hambre. –

 

-Vamos a la cafetería entonces. –

 

Pasamos una comida interesante Sasori era un chico encantador, inteligente, a veces gracioso y sobre todo muy apasionado en lo que hacía. Lastima que en unos días se marchaba al otro colegio al cual él estaba asignado como instructor.

 

-Creo hoy es nuestra ultima clase, pero cuando visite el colegio ocasionalmente, espero poder volver a verte. – Me brindo una sonrisa

 

-Suena bien. – Le devolví la sonrisa

Al llegar a mi habitación, como era costumbre, tome una ducha, me vestí con ropa cómoda y partí rumbo al bosque, con un poco de suerte podría toparme con a Sasuke.

-Hace casi cinco días que no lo veo-

 

Camine hasta llegar al cerezo el cual se miraba aún vivo y lleno de flor de cerezos, me quede embelesada con ese árbol hasta que sentí unos brazos en mi cintura y un cálido aliento chocar contra mi mejilla.

 

-Parece que te estas divertido con Sasori. –

 

-Sasuke tonto, me asustaste. -Dios, porque tiene que estar tomándome de esa manera, todo el flujo de mi sangre se sentía en mi cara.

 

Trate de deshacer de su agarre, el cual no era nada delicado, pero Sasuke no me lo permitía - ¿Sasuke está todo bien? –

 

-Excelente, ¿porque no lo estaría? - ¿Estaba siendo irónico?

 

-Estas actuando extraño-Sentí sus manos posarse en mis caderas, una mano se mantuvo ahí, la otra comenzó a subir por mi bata para dormir dejando ver mi ropa interior expuesta, logrando que me sonrojara.

 

- ¿De qué hablas? Soy el mismo de siempre. -Sonrió sádicamente, mientras seguía subiendo su mano por mi estómago hasta llegar a por debajo de mi pecho.

 

- ¿Sasuke que estás haciendo? Detente ahí-Un ligero gemido salió de mi boca al sentir su mano sobre mi seno, el cual estrujo con algo de fuerza, después sujeto mi pezón y comenzó estimularlo, jalándolo y presionándolo con caricias poco delicadas. La sensación de placer logro que arqueara la espalda, haciendo que mi trasero se pegara a su pelvis, escuche como el lanzo un gruñido, no pude evitar abrí los ojos sorpresa, al sentir lo duro estaba.

 

-Dios esto está mal, debo detenerlo. -

 

-Sasuke no-Trate de apartarlo, pero termine siendo presionada contra el tronco del árbol de cerezos.

 

- ¿Por qué no te relajas un poco? -Demonios su voz sonó tan sensual. –

 

La mano que permanecía en mi cadera comenzó a moverse por debajo de mi ropa interior, sentí la mano de Sasuke abriéndose camino mi zona más delicada. -Dios ya no puedo pensar, no sé qué estaba pasando, siento que me vuelvo loca. - Los dedos de él hicieron mayor presión contra mi botón y sentí un dedo adentrándose en mi interior.

 

-Ahhh- Gemí, enterrando mis uñas contra el tronco

 

-Eso es Sakura ¿te gusta? -Inserto otro y otro hasta tener tres dedos embistiéndome, mientras que con la otra mano estimulaba mis senos. -Sasuke mas ahhhh- El aumento la velocidad de sus dedos y el calor llego a mi vientre, creando una explosión en mi cuerpo, pequeñas convulsiones envolvieron mí cuerpo y sentí líquidos bañando mis piernas, mientas mi sexo palpitaba con mucha fuerza.

 

-Vaya, vaya ¿Eso fue divertido no? Pero aún no acabamos. – Dijo contra mi odio mientras sacaba sus dedos para darles una lambida. -Sabes dulce Sakura. -

 

En un movimiento veloz, me empotro con mas fuerza contra el árbol, sentí la dureza de la erección de Sasuke pegada a mí, aun pegada al el árbol, escuche como se desabrochaba los pantalones, sentí mis bragas siendo quitadas con velocidad, y de golpe sentí una potente embestida llenándome hasta los más profundo de mí, grite de dolor, porque era algo doloroso, tenia años sin tener relaciones y a juzgar por el dolor, Sasuke no tenía una miembro pequeño.

Mi cuerpo era azotado rudamente contra el cerezo, las embestidas me generaban dolor, pero llego a un punto que ese dolor comenzó a excitarme, y solo dios sabe cuánto me excitaba.

 

-Sasuke ahh. –

 

-Grita mi nombre- Seguí con las embestidas salvajes.

 

-Sasuke muérdeme-Rogué deseando sentir más de él, me gustaba la sensación de dolor infligido en mi…

 

Este sin rechistar lambio mi cuello para después enterrar sus dientes contra mi cuello, fue ahí cuando toda la sangre viajo a mi cabeza y vagina llevándome al segundo orgasmo, y me retorcí salvajemente.

-Ahhh, dios si te sigues corriendo así me voy a venir muy rápido. -

 

Sasuke tomo mis manos que estaba aferradas al tronco del árbol, las entrelazo con las de el y me hizo ponerles a los lados de mi cabeza…

 

-Sakura maldición abre más las piernas. -  Me exigió

 

Las piernas me fallaban, pero aun así las abrí más, y lo sentí más adentro, jalo mi cabello con fuerza que mi cabeza quedo hacia arriba dándome la vista de la luna, su boca se posesiono a un lado de mi odio, dejándome escuchar sus roncos gemidos y gruñidos. Volvió a jalar mi cuello y ah morderme con mas fuerza, y la tercera onda de placer llego a mí.

 

-Maldición Sakura ahhh- Tirando de mi cabello de nuevo, volvió aplastarme sin nada de delicadeza contra el tronco dio una última y fuerte estocada, para luego sentir algo vibrar en mi vagina, acompañado de un gran gemido por parte de él, finalmente Sasuke se había derramo dentro de mí.

 

Cuando ambos recuperamos el aire, el salió de mí, tomo su distancia y sin fuerza en las piernas caí sentaba contra el piso, mis piernas estaban bañadas en fluidos tanto míos, como de él.

 

- ¿Puedes levantarte? -Pregunto Sasuke

 

-Yo, yo me quedare aquí, tu vete- Sin siquiera querer encararlo seguí viendo el tronco en el cual había sido violentamente tomada.

 

-Como quieras- Sin más se marchó. Mi cuerpo aun temblaba mi entrepierna palpitaba, y mi respiración apenas esta regularizándose.

 

Paso media hora en la que me quede fijamente observando en la luna era como estar en el limbo mi cuerpo no respondía, seguía sin entender que había ocurrido, sin entender la actitud de Sasuke.

Cuando mis piernas pudieron responder, busque mis bragas, pero no las pude encontrar era muy noche sería mejor que me fuera sin ellas, intentando salir del bosque mis piernas flaquearon, estuve a punto de caer, pero unos brazos me sujetaron y mi mirada choca con la de él...

 

-Eres enserio una molestia-

 

-Sasu-

 

-No digas nada, solo guarda silencio-

 

Me mantuve callada en todo el trayecto a mi cuarto, de un salto llego a mi balcón, abrió la puerta, me dejo en mi cama, y salió por donde entro.

 

-Ni siquiera en todo lo que hicimos hubo beso. -Cerré los ojos y caí dormida

 

Sasuke llego a su habitación, se quitó su ropa hasta quedar en ropa interior y se recostó en su cama con una cara sonrisa de satisfacción, apretó su mano y observo las bragas rojas de la pelirrosa a la que se las había robado descaradamente. …

 

-Parece ser que al fin esto se pondrá interesante- Sonrió con sadismo y cerro los ojos para dormir.

 

Notas finales:

No olviden dejar algun comentario si les gusta o si algo no les gusta

Usted debe login (registrarse) para comentar.